lunes, abril 02, 2012

Sobre la poesía

Hace unos días me preguntaron cómo fue mi acercamiento con la poesía. Cuál es el secreto para leerla, para comprenderla, para apreciarla. Me tomé demasiado enserio esta pegunta; tan enserio que no contesté nada. No tengo la respuesta y honestamente no creo que exista solo una. Pero bueno. Creo que después de haberlo meditado mucho, puedo dar una seudorespuesta temporal que espero crezca y le salgan muchas cabezas a lo largo de mi vida. 

Puedo empezar por decir que distingo entre muchos tipos de poesía. No puedo definirlas, nunca he sido bueno con conceptos y tecnicismos, pero existe un tipo específico de poesía en el que me centro y sobre el que me muevo (obvio intento leer de toda la poesía, pero siempre termino volviendo acá). Así que si a lo largo de esto me ven hablando de la poesía, advierto que estoy hablando sólo de este selecto grupo de poetas y poemas que amo; sería irresponsable y hasta estúpido, si quieren, ponerme a hablar de poetas que no me gustan o que no me mueven ni un pelo del alma. 

Me gusta la poesía de la que me advirtió Vicente Huidobro y a la que me condenó César Vallejo. Mejor, a la que me condenaron todos los poetas a los que amo. Una palabra es lo que basta para amarla. Una maldita palabra. La poesía es un acontecimiento vivo, un accidente que ocurre en uno y luego se desplaza al mundo, y eso es lo que te mata, eso es lo que te ancla, te da forma. Una palabra que explote en tu cuerpo. Una palabra que puede al principio no significar nada, pero que al acabar el poema, que al entenderlo (o creer entenderlo) te ahorca. Puede que simplemente te haya gustado como suena. Puede que sólo te haya quedado una música grabada en tu silencio y ya. Eso, casi siempre, es lo único que se necesita para entrar en la poesía; porque sin duda, en principio, todo es una cuestión musical. Aprendimos a escuchar mucho antes de aprender a leer.

Las palabras traen consigo minas semánticas, sintácticas y fonéticas. Una palabra puede ocultarte todo su significado si no la observas con detenimiento. Esa palabra puede ser la semilla de la que sale todo un poema, o toda una obra. Lo único que puedo decir hasta ahora, con lo poco que sé en general de poesía, y del mundo, es que la única manera de observar un poema y de apreciarlo, es dejándolo ocurrir en ti. Esto quiere decir que te permitas descubrir los miles de usos que puede tener una palabra. Incluso hay veces que se debe olvidar su significado para comprenderla.Ser consciente de las miles de maneras que hay de leer una sola palabra (lentas, rápidas, dolorosas, etc), y así intentar ver al mundo como un núcleo que encierra miles y miles de metáforas y formas. Y creo, por ahora, que la labor más difícil y bella de un escritor, sea cual sea, es aprender a observar.

Entonces, mi acercamiento con la poesía es la vida misma. La capacidad de que las palabras se deformen y formen, y a su deformen y formen al mundo, de tantas maneras, es lo que debemos buscar. Nada debemos temer, excepto a las palabras.

Celebro la poesía en mi vida y la abrazo. Comparto con ustedes estos poemas que espero sirvan para ilustrar mi humilde opinión:

To Kalon - Ezra Pound


Even in my dreams you have denied yourself to me,. 
You have sent me only your handmaids.



Suicidio - Federico García Lorca

 (Quizá fue por no saberte la geometría)


El jovencito se olvidaba.
Eran las diez de la mañana.


Su corazón se iba llenando
de alas rotas y flores de trapo.


Notó que ya no le quedaba
en la boca más que una palabra.


Y al quitarse los guantes, caía,
de sus manos, suave ceniza.


Por el balcón se veía una torre.
El se sintió balcón y torre.


Vio, sin duda, cómo le miraba
el reloj detenido en su caja.


Vio su sombra tendida y quieta
en el blanco diván de seda.


Y el joven rígido, geométrico,
con un hacha rompió el espejo.


Al romperlo, un gran chorro de sombra
inundó la quimérica alcoba.


The Good Guys Death - Ernest Hemingway



They sucked us in;

King and country,

Christ Almighty

And the rest.

Patriotism,

Democracy,

Honor--

Words and phrases,

They either bitched us or killed us.


...y tantos, tantos más....

No hay comentarios.: